domingo, 1 de noviembre de 2015

NOS CONVERTIMOS EN PALEONTÓLOGOS , LAS EXCAVACIONES PALEONTOLÓGICAS

Ya hemos conocido a los primeros expertos en paleontología al cascarrabias de Richard Owen que apadrinó a los lagartos terribles como DINOSAURIOS, a Mantell y su equivocada iguana gigante o IGUANADÓN.
Desde entonces la paleontología se ha convertido en una ciencia cada vez más exacta.
Hoy nos hemos puesto en la piel de los paleontólogos para conocer cómo y cuan minucioso es su trabajo desde una excavación.
    

 Cada año se hacen hallazgos por todo el mundo de nuevos fósiles de dinosaurios. Puede que hasta nosotros mismos hallamos pasado alguna vez por encima de uno de estos de nuestros antepasados
Para que un dinosaurio se fosilice ha necesitado muchos, muchos años. Después de su formación el viento, las lluvias por erosión van desgastando las rocas que lo cubren.Motivo por el cual de vez en cuando tenemos la suerte de que algunos de sus huesos asomen a la superficie.
A veces los fósiles son descubiertos de forma casual como le ha ocurrido hoy a nuestro compi Carlos.
MENUDO TROPEZÓN
  
PRIMERO SE ENFADÓ , PERO DESPUÉS DE SU HALLAZGO SE ALEGRÓ MUCHÍSIMO
  
 COMO PARA NO ! NUESTRO COMPI ES UN PALEONTÓLOGO DE PRIMERA Y LA PIEDRA CON LA QUE TROPEZÓ , UN DINOSAURIO
¿Qué hacen los paleontólogos cuando los encuentran?
PRIMERO VESTIRSE PARA LA OCASIÓN
El sombrero es imprescindible para refugiarse de tantas y tantas horas como puede pasar al sol. En muchas ocasiones las excavaciones pueden durar años.
 
El trabajo de una excavación paleontológica es muy minucioso. Los montones de huesos son como un gran puzle pero sin el modelo a seguir a través de ningún dibujo.
Todo depende del estado de preservación en que se encuentren los fósiles (si están articulados o sea juntos, o si son piezas sueltas), de su tamaño y de qué pieza se trata.Generalmente, se realiza una limpieza alrededor de las piezas y se usan distintas herramientas para separarlas de las rocas en las que están incrustadas..FUENTEFUENTE 2FUENTE 3
PASOS DE LA EXCAVACIÓN PALEONTOLÓGICA

En el caso de cualquier vertebrado, el cráneo es el elemento más importante porque tiene más partes que facilitan la identificación del animal al que pertenecen. La colecta de estas piezas requiere especial cuidado y atención, sobre todo si se tiene presente su escasez.

Cuando se descubre un ejemplar la primera intención es, casi siempre, tomarlo con las manos. Sin embargo, existe el riesgo de que se rompa. Por ello, el investigador debe percatarse primero del estado de preservación del fósil, observar si está fracturado, o si muestra signos de fragilidad que hagan necesaria la aplicación de sustancias endurecedoras antes de colectarlo.

Cada una de las facetas del trabajo de campo tienen su propia importancia, pero debemos establecer que de todas las técnicas paleontológicas (prospección, colecta, preparación, montaje y duplicación), la que requiere de mayor experiencia y conocimientos es la colecta. De ahí las recomendaciones para extremar cuidados al efectuarla.
Antes de levantar cualquier ejemplar debe hacerse una cuadrícula, idealmente de 1 m de largo por 1 m de ancho, procurando abarcar todos los ejemplares descubiertos.La cinta que se utilice debe estar tensa y horizontal.

 


  

El punto o cota cero ("0") debe fijarse con ayuda de la brújula o el geoposicionador y siempre debe conservarse porque, si después aparecieran más ejemplares y se hace necesario ampliar o profundizar la cantera, ese mismo punto servirá como referencia.

 

Una vez marcado, se sostiene la brújula sobre el punto y se determina la dirección hasta otro objeto prominente, que puede ser una estaca, y se mide y registra la distancia entre ambos elementos.
Debe identificarse con números cada uno de los ejemplares descubiertos.
 
 Cada uno de los huesos encontrados deben identificarse con números.
 
  
 
Los huesos  han de aparecer en el dibujo que se elabore, de preferencia en papel cuadriculado o milimétrico.
 
Asimismo, se determina hacia dónde queda el Norte, de manera semejante a como se hace en los planos arquitectónicos. Esta información es muy importante porque ayuda a los paleontólogos a conocer mejor la tafonomía del sitio de colecta, esto es, cómo vivieron, murieron y se fosilizaron los organismos descubiertos.

 Se limpia  alrededor del hueso para separarlo de la matriz que lo rodea y recolectarlo.
 

Una vez separado el fósil de la roca se envuelve en papel suave (como el higiénico, que es muy funcional para esto), de tal manera que quede bien protegido. Enseguida, y dependiendo de su tamaño, se coloca en una bolsa de plástico o en un empaque adecuado para el transporte hasta el laboratorio donde, posteriormente, se preparará para su conservación permanente. Otro material recomendable para envolver es el papel aluminio, pero no se recomienda para ejemplares muy frágiles porque es muy duro y rígido y por esto los puede romper.También es muy común usar vendas de escayola.

Graphics 


Hemos hablado de herramientas útiles para el trabajo del paleontólogo: cubos para guardar los sedimentos, picos, martillos, cinceles, palas... Todo esto sirve para quitar las grandes cantidades de tierra que tienen que mover para excavar y encontrar los huesos. ¡Hasta excavadoras utilizan!. Pero también utilizan cositas pequeñas: pinceles, ganchitos, lupas (nos ha traído y la hemos podido utilizar). Y también utilizar los ordenadores y libros, porque para ser paleontólogo hay que estudiar muchísimo.
 
 

El paleontólogo después de muchas experiencias y estudios sabe reconocer la mayoría de los huesos y no confundir por ejemplo un hueso del cuello con uno de la cola


Siguiendo el plano , se reconstruye el esqueleto del dinosaurio con huesos de plástico fabricado a través de moldes.Por el tamaño y la disposición de los orificios del cráneo imaginan dónde estaba la nariz, los ojos, su cerebro.
Buscan en los huesos en qué punto se unían los músculos para poder averiguar cómo se desplazaba como si de un mecano se tratara.Los datos los meten en el ordenador y los comparan con animales actuales.
El último paso es cubrirlos de piel y darles color. También es necesario darle un nombre científico.Nos encantaría descubrir un dinosaurio de verdad, rescatarlo del suelo y poder  bautizarlo con el nombre de........ Buenos eso sería.........otra historia.
Pincha en este ENLACE para acceder al juego.

1 comentario:

  1. Estáis hechos unos paleontólogos de primera. ¡Qué gran trabajo! Un abrazo.

    ResponderEliminar